La nueva limosna

Panhandling 2015

Me lo encontré en el timeline en Facebook de Arturo Vélez, de Naranya Labs:

“Lo que más me ha impresionado en China sucedió hoy. Este es el futuro. Una señora de mediana edad pidiendo limosna en el metro mostrando un QR en su celular.

Este QR genera una petición de transferencia de dinero por WeChat con una cantidad predeterminada, que si la aceptas, le envías directo de tu tarjeta bancaria o del mismo weChat wallet con sólo escanear tu huella.
1 de 20 personas a mi vista con su teléfono en la mano le transfirió y ¡no tardó más de 5 segundos la interacción!”

En una simple observación sin sesgo alguno, el downtown de Miami está lleno (lleno, lleno) de gente sin techo. Casi no tienen ni para comer, pero sí tienen un smartphone… y un montón de cafeterías en cuyos alrededores poder captar una señal de Wi-Fi. El dónde recargan la batería sigue siendo un misterio para mí, eso sí.

Y me pregunto si no estaremos todas las partes muy mal si, teniendo un smartphone, es recibir limosna con un QR lo más a lo que pueden aspirar.

Published by

Daniel Granatta

Waiting for the robot takeover. I rewire people.

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *