Las interfaces de Analucy

Teléfono a la escucha

La forma en que Analucy ve dibujos animados en su iPad es pidiéndoselo a Siri. Ella pulsa el botón de HOME con uno de sus deditos, Siri le pregunta en qué puede ayudarla y Analucy le dice, por ejemplo, “My Little Pony Youtube”.

Siri le contesta “Ok, esto es lo que he encontrado” junto con una lista de enlaces, de los que Analucy elige uno y espera tranquilamente a que la conexión a Internet haga su trabajo y la lleve hasta el vídeo que ella acaba de seleccionar.

Hasta que hace unos días, aún sin Internet en casa por la reciente mudanza, le enseñé una lista de juegos en la pantalla de mi laptop. Ella escogió uno y yo le dije que ese “era el juego número 53”. Entonces, Analucy se inclinó para acercar su cara a la pantalla de mi laptop y le dijo, muy firmemente: “CINCO, TRES”

Obviamente, no pasó nada, y Analucy me miró entre confundida y enfadada, porque qué clase de iPad extraño era esa laptop que estaba sobre la mesa del comedor. Entonces yo intenté explicarle que tenía que usar el ratón o el teclado para pulsar sobre el número de juego que quería. Y fue entonces cuando al agarrar ella el ratón me di cuenta de que, para Analucy, el ratón de una computadora era una especie de objeto alienígena, que tenía tanto sentido en su vida como pueda tenerlo para mí un teléfono de disco o un walkman. Era como ver a Indiana Jones agarrando un objeto precioso… y antiguo.

Pensamos que lo “antiguo” es una radio o un reproductor de vídeo VHS, pero en realidad es una palabra que se extiende de forma cada vez más rápida a más y más objetos en una especie de metástasis implacable. A un ratón o a un teclado de ordenador, por ejemplo. Me pregunté entonces si Analucy tendrá necesidad de usar un ratón alguna vez en su vida, cuando puede directamente hablar con las máquinas o usar sus dedos (o un lápiz stylus) para dibujar lo que crea conveniente.

Tarjeta perforada

La certeza de lo que acabo de narrar en el párrafo anterior me pilló por sorpresa, pero le dio sentido a otra de las cruentas batallas de “Las Guerras del Interfaz” de las que hablaba hace unos días: el próximo Santo Grial en dichas guerras es el reconocimiento de voz. Es por eso por lo que compañías gastan millones de dólares en perfeccionar esta tecnología, porque niños y niñas como Analucy ven el ratón y el teclado como nosotros vemos ahora aquellos enormes ordenadores que funcionaban con tarjetas perforadas.

Días después le contaba esta anécdota a Dany Saadia, el cual me refirió a una (parece ser) célebre escena de “Star Trek”, donde Scott (que acaba de viajar en el tiempo, del futuro hasta el pasado, para salvar unas ballenas), vive algo similar a lo que le sucedió a Analucy:

Así que cuando apenas vamos terminando de pensar en cómo se ve el sitio web de nuestra compañía en un dispositivo móvil, resulta que hay que empezar a preocuparse de cómo se va a navegar… con la voz. Y eso para empezar, porque la calificación de “antiguo” avanza rápido, rápido, rápido.

O como decía una maldición china: “Ojalá vivas tiempos interesantes.”

Las interfaces de Hemingway

Write drunk. Edit sober.

Puedo dictar un texto para mi blog en mi teléfono, pero no en mi laptop.
Punto para la voz.

Pero editarlo es mucho más fácil usando la laptop que un teléfono o una tablet.
Punto para el teclado.

Hoy, la famosa cita atribuida (no sé si correctamente) a Ernest Hemingway diría algo como:

Write drunk. On your phone.
Edit sober. On your laptop.

Imagina que la interfaz que estás creando es una que utilizaría Hemingway.
La belleza de dedicarse a crear interfaces.

Españoles hablando inglés… o no

Este es el tipo de situaciones que me dejan cara de Buster Keaton.
Como bien sabrán (si no viven en una cueva) el pasado domingo se estrenó mundialmente la cuarta temporada de la serie “Game of Thrones”. De forma obvia, el “mundialmente” incluye a España. Donde, por una vez, no emitieron la serie doblada sino en versión original. Subtitulada. Y éstas fueron las reacciones:

"Game of Thrones" en España

Un buen reflejo de por qué luego a los españoles nos da tanto miedo el salir a trabajar fuera de España, un país con un desempleo del 25% que piensa que el único lugar del mundo donde uno puede trabajar es en la propia España.

Y así nos va, no en vano el propio Club de Creativos organizaba (no sé si aún siga haciéndolo) cursos de inglés para creativos desempleados. Y uno que pensaba que, en 2014, el desempleo era un problema global y no local…

Conecta a alguien a Internet con Verbal (nuevas recompensas)

Desde que lanzamos VERBAL, hace ya diez días, mucha gente nos hizo (entre otras muchas) estas dos preguntas:
1.- ¿Por qué las recompensas por donar dinero al proyecto son suscripciones a VERBAL para mí, que ya tengo acceso a Internet?
2.- ¿Tendrá VERBAL un coste para sus usuarios?

Ambas dos, totalmente lógicas y que ya respondimos en la sección de Preguntas Frecuentes, nos dieron la oportunidad de replantear el sistema de recompensas, para que, de alguna manera, le hiciera más justicia a por qué estamos en Kickstarter.

Y entonces (gracias Carlos y Rafa) nos pareció oportuno plantear VERBAL a través de lo que ofrece, que es habilitar a alguien que nunca tuvo posibilidad de conectarse a Internet (con todas las posibilidades que esto permite), gracias a su voz.

De ahí llegamos a este momento, en donde, gracias a tu aportación a VERBAL, puedes regalarle una suscripción por un año a una (o varias) personas “desconectadas”, una especie de BRING SOMEONE ONLINE THROUGH VERBAL, y a cambio obtener estos regalos tan “cool”:

La camiseta VERBAL:
* por Gabriel Pichardo *
Verbal - Edición normal camiseta

La pulsera USB VERBAL:
Verbal - Pulsera USB

La camiseta VERBAL edición “especial”:
* por Gabriel Pichardo *
Verbal - Edición especial camiseta

Continue reading Conecta a alguien a Internet con Verbal (nuevas recompensas)

Preguntas frecuentes sobre Verbal

Verbal en Kickstarter

Ya pasó una semana desde que lanzamos VERBAL y el famoso Príncipe Nigeriano que podría resolver nuestra necesidad de fondos sigue desaparecido, así que TE necesitamos para reunir el dinero que permita hacer realidad VERBAL.

En los últimos días hemos (afortunadamente) recibido un montón de atención de la comunidad y de los medios, con preguntas, dudas, críticas y montones de feedback constructivo acerca de cómo podríamos mejorar el proyecto, así que, en primer lugar, gracias a todos los que os tomasteis el tiempo de preguntar, compartir o pensar en VERBAL.

Y tras ello, yendo al grano, hemos separado todo ese feedback en cinco grandes preguntas, a las que hemos respondido:
Continue reading Preguntas frecuentes sobre Verbal

Verbal en taxi

Han pasado cuatro días desde que lanzamos VERBAL para intentar “fondearlo” en Kickstarter. Cuatro días en los que nos han pasado muchas cosas que sabíamos que nos iban a pasar, y donde también nos han pasado muchas cosas que no sabíamos que nos iban a pasar, y que (en suma) nos han servido para calificar las dudas y preguntas con respecto al proyecto en cinco grandes bloques:

1.- Lo idóneo o no de usar Kickstarter como plataforma para intentar conseguir dinero.
2.- Lo acertado o no de cómo estamos exponiendo nuestra idea en Kickstarter.
3.- El modelo de negocio del proyecto.
4.- La factibilidad técnica del proyecto.
5.- La deseabilidad de VERBAL (por qué le interesaría tanto a los que lo van a usar como a los que ahora podrían financiarlo).

Todas estas cuestiones, extraídas (insisto) de todos los feedbacks que hasta la fecha hemos recibido (gracias) sobre el proyecto, las vamos a detallar más en una sección de FAQs a partir del próximo lunes.

Tráfico en la Ciudad de México

Pero más allá de eso, lo que se está cumpliendo a rajatabla es la promesa que nos hicieron de que todos los días, desde que se lanza un proyecto en Kickstarter, son una locura, te vaya bien, mal o ni una ni otra. En estos cuatro días, en los que hemos tenido de todo ello con apenas horas de intervalo, me he acordado mucho de algo que me llamó mucho la atención cuando llegué a vivir a la Ciudad de México.

Ya sabrán, si han estado aquí (y si no, yo se lo cuento), que el tráfico de esta ciudad es una de las peores pesadillas del Universo, tal cual pueden ver en la fotografía que está unas líneas más arriba. Y es curioso, porque cuando es uno el que conduce el coche lo normal es quedarse detenido en la ruta que elegiste, maldiciendo el no haber escogido ese otro camino que, quizá, estaba más despejado.

No es éste, sin embargo, el método que escogen los taxistas, ya que, como conocen más de dos y tres formas de llegar al lugar solicitado, comienzan una vertiginosa carrera por aquí y por allá intentando dar con la ruta adecuada. A veces están todas igual de taponadas, pero al menos, por aquello de estar en movimiento, uno siente menos frustración que la que se produce por estar detenido en tu coche, sin poder moverte a ningún sitio.

Así que si me preguntan cómo se siente uno cuando lanzas un proyecto en Kickstarter, les contestaría tal cual eso: es como estar en un taxi de la Ciudad de México en un día de lluvia y con mucho tráfico, buscando (mientras evitas quedarte detenido) la mejor ruta para llegar al destino.

Seguiremos informando.


· Si te gusta VERBAL, ayúdanos con tu aporte desde 10 dólares para hacerlo realidad
· Explicación de qué es VERBAL (castellano)
· Explicación de qué es VERBAL (inglés)

Verbal en una imagen

Estos días probablemente me van a encontrar muy insistente con que nos echen una mano para fondear económicamente VERBAL, el proyecto que ayer lanzamos en Kickstarter para intentar reducir el problema de la “brecha digital” en el mundo.

Si te gusta VERBAL, ayúdanos con tu aporte desde 10 dólares para hacerlo realidad


Ya de paso, les dejo unas imágenes que pueden utilizar y compartir en sus redes sociales, para que si lo desean puedan hacerle llegar a más personas esta iniciativa 🙂

Infografía de Verbal (castellano)

· infografía de Verbal en castellano (.JPG)
· infografía de Verbal en inglés (.JPG)
· infografía de Verbal en castellano (.PDF)
· infografía de Verbal en inglés (.PDF)

· Explicación de qué es VERBAL (castellano)
· Explicación de qué es VERBAL (inglés)

Ayúdanos a fondear Verbal para reducir la brecha digital

¡Hola! Si no tienes muchas ganas de leer, aquí te va una versión long story short de este post:

Logo de Verbal

Hoy, 25 de Noviembre de 2013, hemos lanzado en Kickstarter un proyecto llamado VERBAL, una plataforma de código abierto creada en Flock para intentar proporcionar los beneficios de Internet a los millones de personas que aún no están conectados, a través de su voz.

Hemos creado un prototipo funcional, pero para poder tener la plataforma lista y en funcionamiento en Junio de 2014 (nuestro objetivo) necesitamos recaudar 94.000 dólares (de los de Estados Unidos) antes del próximo 15 de Enero.

· Haz click aquí para ver todos los detalles de VERBAL en Kickstarter y, si lo crees conveniente, enviar tu aportación (desde 10USD)
😉

Ah, quizá sea de ayuda un vídeo explicando el proyecto:

* Estos primeros días son muy importantes para lograr nuestra meta, así que si te gusta este proyecto por favor comparte este post en tus redes sociales, para que así más personas puedan conocer (e incluso “fondear”) VERBAL *


Una vez hecha la introducción para los impacientes, sigo con el desarrollo de este post, ya más formal.
Continue reading Ayúdanos a fondear Verbal para reducir la brecha digital

Verbal 24/7

VERBAL
25/11/2013 – 15/1/2014


· Si te gusta VERBAL, ayúdanos con tu aporte desde 10 dólares para hacerlo realidad
· Explicación de qué es VERBAL (castellano)
· Explicación de qué es VERBAL (inglés)

Las faltas de ortografía en 2013

Tweet desde Siri

El tema de este breve post: los comandos por voz para usar tu teléfono móvil.

A favor: la comodidad en algunas situaciones, como por ejemplo, hacer una llamada de teléfono mientras estás en el coche.
En contra: quizá le quitan intimidad a lo que uno hace o deja de hacer online. Por ejemplo, uno no se imagina en la fila del banco diciéndole a Siri “Go to Youporn dot com”.

Pero independientemente de una y otra postura, lo que sí es cierto es que el reconocimiento de voz es cada día menos errático, lo que me lleva al punto central de este post: si sabes hablar, en 2013 ya no deberías escribir con faltas de ortografía.

Y es que, aunque algunas herramientas de texto y correo cuentan con corrector ortográfico, lo cierto es que nadie parece utilizarlas. Pues bien, fin de los problemas, ya no tienes ni que escribir ni corregir tus textos porque basta con que los dictes: los Escribas Digitales han llegado.

Adiós *quizá* faltas de ortografía.